04 Mar 2020

Una década de tendencia positiva para producción de carne de pollo en México

Tendencia-positiva-producción-carne-pollo-México


AUTOR

María de los Angeles Gutiérrez

Diamond V

La producción de carne de pollo en México continúa creciendo a un ritmo estimado de 3%, reflejando una tendencia positiva de una década. Mantener un estado zoosanitario estable permite a los productores de pollo aumentar la producción, invertir en nuevas tecnologías y mejorar las medidas de bioseguridad.

Los productores mexicanos han comenzado a diversificar las cadenas de producción en diferentes instalaciones y en diversos estados para prevenir brotes de enfermedades que podrían devastar las parvadas.

El consumo de carne de pollo está aumentando más de lo esperado, debido en gran parte a su asequibilidad en un mercado cada vez más sensible a los precios. También disfrutan de una creciente reputación por parte de los consumidores mexicanos por proteína animal más saludables en comparación con la carne bovina o porcina.

 

Producción de carne de pollo

En la campaña comercial 2020, el pronóstico de producción de carne de pollo es de 3,7 millones de toneladas métricas. En la campaña comercial de 2019, la previsión de la producción de carne de pollo de se mantuvo en 3,6 millones de toneladas métricas, TM.

De acuerdo a la Unión Nacional de Productores Avícolas, UNA, México, durante el 2019, la producción avícola nacional ha crecido 3% y se espera que crezca a un ritmo similar este 2020.

Factores favorables, que permiten a México mantener su estado zoosanitario como libre de enfermedades aviares y la adopción de nuevas tecnologías en las granjas, posibilitan a los productores de pollo aumentar la producción.

Por otra parte, la falta de seguridad en algunas regiones de producción ha alejado la inversión privada y un mayor desarrollo. La industria avícola doméstica ha alcanzado un mayor nivel de eficiencia y productividad, luchando con la cuota de mercado de la carne bovina y porcina para satisfacer la creciente demanda nacional de proteína animal barata.

 

Principales Estados productores

La producción de carne de pollo en México se divide entre varios estados, tales como: Jalisco, 12%; Veracruz, 11%; Aguascalientes, 11%; Querétaro, 10%; Durango, 8,6% y Guanajuato, 6,5%. El estado de Jalisco ha mantenido el liderazgo en la producción, debido a los esfuerzos para preservar su estado zoosanitario, inversiones en bioseguridad y nuevas tecnologías, que han reducido las tasas de mortalidad aviar en las granjas.

 

Genética aviar en México

México depende en gran medida de las importaciones de los Estados Unidos para cubrir sus necesidades genéticas avícolas, dado a que México no ha desarrollado sus propias líneas genéticas. Sin embargo, algunos productores han invertido en preservar sus lotes genéticos mediante el desarrollo de instalaciones en otros estados del país, lejos de su producción comercial central.

Espaciar estas instalaciones sirve como contramedida para posibles brotes de enfermedades, como la gripe aviar. La UNA informa que a los criadores les cuesta aproximadamente US$ 10 criar a un pollito desde el momento en que es un huevo fértil hasta que se envía para su posterior procesamiento; Las empresas más grandes con economías de escala e inversiones en instalaciones separadas se benefician de vínculos más integrados en la cadena de producción y pueden reducir ese costo.

 

Materias primas para abastecer la producción

El alimento representa aproximadamente 68% de los costos de producción para los productores avícolas y el sector consume alrededor de 51% de la producción nacional total de alimentos, lo que hace que la producción de carne de pollo en México dependa en gran medida de la estabilidad de los precios de los granos y los alimentos balanceados. En 2018, México produjo 34,84 millones de TM de alimento. En 2019, la estimación de la producción no oficial fue de 36,14 millones de TM, lo que refleja un crecimiento previamente esperado de cerca de 3,7% de 2018 a 2019.

 

Consumo de carne de pollo

En la campaña comercial 2020, el pronóstico para el consumo de carne de pollo en México se revisa al alza a 4,6 millones de TM, dado que la demanda de proteína animal es más asequible para los consumidores.

El pronóstico de la campaña comercial 2019 se revisa al alza con 4,5 millones de TM. La carne de pollo continúa siendo la proteína animal preferida para el consumidor mexicano, representando cerca del 60% de la preferencia de carne de los consumidores.

De 2014 a 2019, el consumo aumentó a un promedio de 3%, representado 77 libras – 35 kilogramos- per cápita en 2019. Se espera que esta tendencia continúe durante 2020 a medida que el consumidor de clase media continúe cambiándose de otras fuentes de proteína animal, como carne bovina y porcina, hacia el pollo.

En la campaña comercial 2020, posteriormente se estima que la producción de carne de pollo doméstica de México abastecerá el 80% de la demanda del consumo nacional, pero depende en gran medida de las importaciones para satisfacer la demanda del sector de procesamiento.

Independientemente del ingreso, el consumidor mexicano percibe la carne de pollo como una carne saludable. Como resultado, la demanda de productos cárnicos procesados combinada con carne de pollo y carne de pavo ha crecido en todos los sectores de la sociedad. El sector de procesamiento requiere grandes cantidades de pechugas de pollo, cuartos de pierna, carne deshuesada mecánicamente (CDM) y alitas.

 

Precios de la carne de pollo

A partir de enero de 2020, los precios de las canales de pollo han experimentado una disminución de casi 13% en comparación con diciembre de 2019. Sin embargo, el precio de diciembre de 2019 fue 3,7% más alto que enero de 2019.

Esta fluctuación se debe a la presión del mercado de la demanda estacional, así como a la demanda del sector de procesamiento. A pesar de las recientes fluctuaciones en los precios, según fuentes de la industria, los precios se mantendrán relativamente estables a lo largo de 2020.

 

Importaciones

En la campaña comercial 2020, el pronóstico de importación se revisó al alza a 940.000 TM, manteniendo niveles de crecimiento sólidos a medida que el crecimiento macroeconómico de México se estanca y el poder adquisitivo de los consumidores refuerza a la carne de pollo como su proteína animal preferida. El pronóstico de la campaña comercial de 2019, se revisa al alza a 880.000 TM, reflejando un fuerte crecimiento de la carne de pollo como una proteína animal asequible.

En 2019, Estados Unidos continuó siendo el principal proveedor de carne de pollo a México con cerca de 87% de la cuota de mercado de las importaciones totales, seguido de Brasil con 12%.

México depende de las importaciones para satisfacer su demanda de carne de pollo, con CDM y pechugas como los principales productos de importación. El comercio entre Estados Unidos y México ha crecido año tras año, ya que CDM fresca es la principal materia prima para los productos cárnicos, como salchichas, jamones, perritos calientes, bocadillos y otros productos.

El contingente arancelario de México para terceros países para las importaciones de pollo alcanzó su límite máximo para 2019, según lo informado por la Secretaría de Economía (SE) de México. Sin embargo, todavía hay algunas discrepancias en los números emitidos por la SE entre la cuota asignada y el uso actual para fines de 2019.

  • Aunque los procesadores avícolas mexicanos, representados por el Consejo Mexicano de Procesadores de Carne, CoMeCarne, solicitaron formalmente una extensión de la cuota para 2019 desde la SE, la petición fue denegada.

 

  • En oposición, la UNA presentó a la SE y al Congreso de México su justificación de por qué la extensión solicitada por los procesadores de CoMeCarne debería ser denegada.

 

 

Exportaciones

Para la campaña 2020, el pronóstico de exportación de carne de pollo se mantiene en 7.000 TM, estable desde la campaña comercial 2019. El pronóstico de exportación de la campaña 2019, se revisa al alza a 7.000 TM en el ritmo comercial.

La campaña comercial de 2019 vio un aumento con respecto a la del 2018 en las exportaciones a los mercados del sudeste asiático y latinoamericanos, como Cuba.

La campaña comercial 2020 verá una lista de destinos de exportación similares, para incluir algunos mercados africanos.

La Secretaría de Agricultura de México está trabajando con los productores avícolas para que los establecimientos certifiquen el grado de exportación TIF, Tipo de Inspección Federal, para obtener las garantías sanitarias y lograr acceder a los mercados de exportación de productos frescos de carne de pollo.  

Estados Unidos es el principal destino de las exportaciones de carne de ave, pero solo si son productos completamente cocidos o listos para comer, que hayan sido sometidos a un tratamiento térmico.

Actualmente, hay 50 establecimientos TIF dedicados principalmente al sacrificio y procesamiento avícola en México.

Estos están distribuidos en 19 estados, de la siguiente manera: 27 dedicados al sacrificio, corte y deshuesado; 14 dedicados al procesamiento de carne de aves y 9 al procesamiento de huevos y subproductos de éste.

Potencialmente, estos establecimientos serían elegibles para exportar carne de ave mexicana, si logran alcanzar un estado sanitario adecuado. Actualmente, México reconoce los tres estados de la península de Yucatán (Yucatán, Campeche y Quintana Roo), así como también dos estados del norte (Sonora y Sinaloa), como libres de enfermedades aviares.

 

Fuente, Con información del Servicio Agrícola Exterior, FAS, del Departamento de Agricultura de los Estados Unidos, USDA. 



REVISTA AVINEWS +


Sección técnica

Materias Primas

Noticias sectoriales

 
 

REVISTA

 
 







Ver otras revistas


aviagen
Logo Ceva
 

Registrate a nuestro newsletter

Obtenga acceso completo a todas las revista en versión digital y a los newsletters.



 

Entrevistas
aviNews en
Youtube

 
Síguenos en Youtube AgrinewsTV