AUTOR

Eduardo Cervantes López

Diamond V

Contenido disponible en: English (Inglés)

Uno de los grandes desafíos que muchos de nosotros siempre hemos tenido es esta Condición Especial que nos mantiene anquilosados personal y/o profesionalmente. Este estado crítico del comportamiento humano se ha vuelto un modus operandis en casi todas las sociedades alrededor del mundo.

El ser humano busca ante todo la Seguridad. Lograda ésta se convierte en Tranquilidad. Finalmente se alcanza un estado de plenitud denominado Felicidad. A partir de ese momento comenzamos a vivir dentro de una Zona de Confort, que nos impide avanzar.

Procesamiento de pollos

En este estado: «La resistencia al cambio es la norma, no la excepción» Guy Kawasaki

El procesamiento de pollos como cualquier práctica industrial y/o comercial nos brinda diariamente una serie de ejemplos muy costosos sobre esta situación, los cuales afectan la productividad integral de este negocio.

Con la llegada de la era digital, el Procesamiento de Precisión, surge como una herramienta gerencial que permite monitorear en tiempo real y con una comprobada efectividad, todas las variables endógenas y exógenas que rigen esta actividad en las distintas etapas.

Procesamiento de pollos

Jurgen Klaric: “Los nuevos analfabetos no son los que no saben leer ni escribir, sino los que NO PUEDEN ASIMILAR LOS CAMBIOS vertiginosos sociales, tecnológicos y de formas de hacer y vivir”.

Dado que la industria del pollo de engorde no para de crecer, se hace necesario disponer de una visión corporativa amplia, que nos permita detenernos para resolver esta interesante reflexión:

Este desafío se torna perentorio afrontarlo, porque cada vez, las cantidades de kilos de carnes que se manejan en las plantas procesadoras son mayores. No corregir un desfase de un gramo – minúscula cantidad -, en una planta que procesa 1 millón de pollos mensuales, representan 12 toneladas de carne anuales que se dejan de vender, hecho que impacta negativamente la rentabilidad del kilo de pollo procesado.

Pienso que es oportuno recordar una de las interesantes reflexiones del prestigioso consultor mundial en Neuromarketing e Innovación:

El Dr. John Kotter de la Universidad de Harvard nos explica didácticamente como se desarrolla esta costosa problemática.

Dentro de una Cultura Empresarial caracterizada por la Zona de Confort, en donde afloran los miedos manejados elegantemente y la comodidad, se crea un procedimiento para que toda IDEA NUEVA – producto o servicio -, pase por Tres Etapas:

1.Rechazo

Al presentarnos algo distinto, mucho de nosotros usualmente no nos sentimos cómodos y además bastante inseguros.

Por estas razones, esgrimimos un conjunto de excusas para conservar el statu quo dentro del cual hemos estado desarrollando las actividades cotidianamente.

2.Aceptación parcial

La reacción natural de quienes aceptan el reto de cumplir la zona de confort para ingresar a la Zona de Aprendizaje, es decidir poner a prueba la NUEVA IDEA. Cuando la propuesta está debidamente fundamentada, los resultados ofrecidos se confirman. Entonces los invade un sentimiento de optimismo, ante la posibilidad de mejorar la productividad de su negocio.

De manera accidental, los funcionarios de las compañías que inicialmente rechazaron la idea, se enteran. Los invade un sentimiento de culpa, donde se cuestionan su actitud altamente conservadora.

Por ese motivo, deciden experimentar con mucha cautela, lo que ya ha sido confirmado por sus colegas. Esta dilación tiene un alto costo de oportunidad.

Si por alguna circunstancia durante la implementación de la Nueva Idea, surgen problemas – detalle que las otras organizaciones no comentaron ya que la perseverancia los identifica -, se desaniman pronto. Cuando llegan a niveles críticos, ingresan a la Zona de Pánico, la cual los hace regresar de inmediato a la Zona de Confort, a sabiendas que de su estrategia actual no está cumpliendo los parámetros esperados.

3.Comprobada su efectividad es aceptada

A medida que verifican la constancia de los resultados anunciados, el nivel de credibilidad se incrementa, llegando el momento que su credibilidad es total.

Se inicia una nueva fase, ampliándose la zona de confort de optimismo, ante la posibilidad de mejorar la productividad de su negocio.

Para mayor ilustración se presentan algunos casos:

Avicultura y Procesamiento de Precisión

A pesar de estar funcionado este sofisticado nivel de tecnología en las distintas etapas de esta actividad comercial en varios países pertenecientes a diferentes continentes, cuando se muestran sus ventajas para llevar a cabo el nuevo norte empresarial: Gerencia Digital, las reacciones que manifiestan quienes laboran dentro de la Zona de Confort llegan a niveles bastante sorprendentes:

  • No se duda que funciona, pero nuestra cultura caracterizada por distintas razones, no permitirá obtener los resultados logrados en otras latitudes.
  • El tamaño de la empresa no hace posible efectuar un alto nivel de inversión en tanta tecnología. Se aclara, que esta implementación se puede llevar a cabo gradualmente.
  • Los resultados de campo y en la planta son tan buenos que nos encontramos muy satisfechos.

Procesamiento de pollos

Embolsado automático de los pollos enteros

A pesar de su reconocida efectividad para evitar la formación de los cuellos de botella cuando los pollos son descolgados del transportador aéreo de escurrimiento y clasificación por peso, su puesta en marcha se objeta porque le va a exigir al personal trabajar más rápido, anticipando su fatiga.

Procesamiento de pollos

Entonces la acumulación de los pollos por embolsar que se encuentran en las tolvas, seguirá ocurriendo pero con pollos ya empacados y pendientes de ser sellados. Creado todo el entorno operacional que demanda esta implementación, se cumplen los objetivos de reducir significativamente esta costosa problemática.

Cerramientos de los (Enfriadores) – Chillers

Estos equipos son similares conceptualmente a las escaldadoras. Solo los diferencia la temperatura del agua. En estos últimos, se aumenta un poco la temperatura corporal para dilatar los folículos y aflojar las plumas, permaneciendo dentro de ellos mientras pasan por las desplumadoras.

Las escaldadoras son cubiertas para conservar el calor. Se ahorra combustible, reduciéndose la temperatura del agua, condición que permite disminuir la ocurrencia del sobre-escaldado de las pechugas.

Al cerrarse estos equipos se cumplen con dos objetivos:

  • Aislar sanitariamente las carcasas que se hallan en ellos. La condensación observada en los techos de muchas plantas, aumenta el riesgo de que caiga dentro los chillers. Recordar que no existe un control bacteriano perfecto en estas áreas.
  • Al evitarse que el frío se escape al medio ambiente, se mantiene una temperatura más estable, condición que se acentúa cuando se utiliza hielo.

Este detalle brinda la oportunidad de lograr enfriar las carcasas, con una variación de temperatura menor, detectada al momento de salir de los Chillers.

En los chillers la temperatura del agua fría para enfriar las carcasas, retardando el crecimiento bacteriano.

¿Es posible disminuir los efectos de la Zona de Confort?

Si las empresas deciden ofrecer atractivos incentivos o bonos al personal que presenten Innovaciones e Incrementales y/o Disruptivas, sus colaboradores se mostrarán decididos a ingresar a la Zona de Aprendizaje, caracterizada por una cultura donde el Estudio y la Investigación forman parte de su actividad cotidiana.

 

Todo esto es posible si se logra mantener un alto nivel de OXITOCINAS.

Por lo tanto, su gestión cotidiana llegará a convertirse en una actividad lúdica.

Barranquilla, Colombia, 15 de marzo de 2020



REVISTA AVINEWS +


Sección técnica

Materias Primas

Noticias sectoriales

 
 

REVISTA

 
 







Ver otras revistas


aviagen
Logo Ceva
 

Registrate a nuestro newsletter

Obtenga acceso completo a todas las revista en versión digital y a los newsletters.



 

Entrevistas
aviNews en
Youtube

 
Síguenos en Youtube AgrinewsTV