23 Mar 2013

La Granja Avícola Rioja, premio Certamen Europeo de Jóvenes Agricultores, de la mano de EXAFAN

get_the_title
  • Polígono industrial Río Gállego Calle D / Nº10 San Mateo de Gállego (Zaragoza) 50840
    España
  • 976 69 45 30
  • www.exafan.com



Diamond V

La población de Quel, un pequeño y acogedor pueblo de La Rioja, con apenas 2.000 habitantes, ha visto nacer a una explotación ganadera puntera dedicada al engorde de pollos: Avícola Rioja. Es una iniciativa ganadera de nueva planta que las hermanas Ana María y Raquel Pérez Sáenz han iniciado hace poco con mucha valentía y alegría.

Las dos hermanas, ambas licenciadas en Administración y Dirección de Empresas y Diplomadas en Empresariales, dejaron sus respectivos puestos de trabajo en entidades financieras, animadas por su padre, dedicado durante toda su vida a la producción de pollos dentro del Grupo AN en una granja con 100.000 plazas.

Desde pequeñas se habían criado alrededor de la granja que tenía su padre y el gusanillo empezó a germinar dentro de ellas para hacer una instalación realmente novedosa de la que poder sentirse orgullosas. El proyecto incluye la construcción de 11 naves y tendrá una capacidad global superior a los 300.000 pollos a plena capacidad, una cantidad nada despreciable.

rioja1

Actualmente esta granja se ha convertido ya en el mayor centro de producción del Grupo AN, que comercializa cada día 150.000 pollos. En este momento la producción de la granja asciende aproximadamente a 2 millones de pollos anuales, es decir, unos 5 millones de kilos de carne.

Comercializa cada día 150.000 pollos.

No es nada fácil emprender una iniciativa de esta magnitud y por ese motivo se asesoraron desde el principio para llevar a cabo esta iniciativa empresarial, tanto desde ARAG-ASAJA, como del Grupo AN, una de las cooperativas agroalimentarias más importantes de España, como de las empresas que diseñaron las naves y su funcionamiento, como EXAFAN. Siendo un principio básico para afrontar con garantías el futuro, de ello se deriva el que las hermanas Ana María y Raquel recibieran el premio en el “Certamen Europeo de Jóvenes Agricultores” por el avanzado diseño de la explotación.

Su apuesta empresarial, a juicio del jurado de este Certamen, reunió todas las características que, según indica el mismo, “definen al joven agricultor europeo del presente y con las que se constituirán los agricultores europeos del futuro, en un marco de permanentes cambios y de búsqueda de la competitividad y sostenibilidad de la actividad agraria”.

Así, en la concesión del Premio, se destaca, en este sentido, su espíritu “emprendedor” que les llevó a dejar sus trabajos para “asumir el reto de crear su propio proyecto empresarial, aportando riqueza económica y creando nuevos empleos” en la medida que su granja requiere ya 6 trabajadores.

Ya desde el principio vieron claro que uno de los ejes importantes del proyecto era prestar la máxima atención a las medidas de bioseguridad y al bienestar de los animales para conseguir unos resultados lo más positivos posible, pues no nos olvidemos que la amortización es una pieza muy importante en la economía y que si los resultados no acompañan pueden afectar a la viabilidad de la explotación. Por tanto, toda medida basada en estos ejes significa una base sobre la que cimentar adecuadamente el proyecto.

La granja, en la actualidad

Actualmente la granja consta de 9 naves ya a pleno funcionamiento con una capacidad de 270.000 pollos que entran en pocos días en las mismas, haciendo una inmensa banda única para toda la explotación. Las naves cuentan con los diseños más vanguardistas de instalaciones para garantizar al máximo el bienestar de los animales y la calidad de la carne.

rioja3Las naves se encuentran dentro de un recinto vallado con un vado sanitario situado a la entrada del mismo. A pesar de estar todas las naves dentro de este, se encuentran adecuadamente distribuidas en él para dejar el suficiente espacio entre ellas para evitar contaminaciones cruzadas del ambiente.

 Definen al joven agricultor europeo del presente, construyendo los agricultores europeos del futuro. Todo esto, en un marco de permanente cambio y de búsqueda de la competitividad y sostenibilidad agraria

Las naves son de 17 m de ancho por 110 m de largo y están totalmente aisladas con panel sandwich en paredes y techo, combinando la ventilación tipo túnel para verano con la transversal para invierno, optimizando los costes energéticos para mantener las mejores condiciones de aireación, humedad y temperatura.

El control ambiental

La ventilación es siempre por extracción de aire, ya sea por grandes extractores situados al final de las naves – en funcionamiento del sistema túnel – o bien por los situados en un costado de las  mismas, en cuyo caso el aire entra, respectivamente, por los “coolings” o por las ventanas situadas a la fachada opuesta.

La refrigeración se realiza mediante los citados paneles “cooling” de alto rendimiento, situados en el extremo de las naves opuesto a los grandes ventiladores y en ambos laterales para conseguir una buena homogeneidad en el ambiente. Los paneles están protegidos en invierno, mediante paneles sándwich aislados – 50 mm de poliuretano – , para evitar que el aire que entre se enfríe y humedezca al atravesarlos, consiguiendo así una nave totalmente estanca.

Hay que destacar que esta combinación de diferentes sistemas de ventilación en una misma nave permite una gran maniobrabilidad en el funcionamiento, así como buscar el punto óptimo entre el consumo, la calidad ambiental y la evitación de estrés en los animales, adaptándose a las condiciones  de cada momento.

La calefacción se realiza mediante generadores de aire caliente situados en el exterior de las naves y que impulsan el aire caliente mediante las entradas situadas estratégicamente a lo largo de una de las fachadas, buscando una buena distribución y homogeneización de la temperatura en el interior, sin tener amplias oscilaciones de la misma a la altura de los animales.

Todo el manejo viene controlado por el ordenador de pantalla táctil SCA de EXAFAN muy completo y muy intuitivo –el más avanzado del mercado (*) -. Como todo sistema informático, necesita unas cuantas horas de práctica para poder sacar todo su provecho, pero al ser francamente intuitivo, el mecanismo de trabajo se aprende rápido y pronto se pueden ir aplicando los retoques que, con el tiempo, configuraran la nave de ambiente ideal sin tener que hacer un cursillo previo. Este es uno de los detalles que llaman la atención, por lo fácil que es el proceso de los datos que se reciben a través del sistema integrado de control ambiental que lo retroalimenta y permite con un rápido vistazo ver la situación de la nave en las últimas horas, facilitando la toma de decisiones.

                                              

La iluminación

La nave dispone de amplia iluminación y esta dotada con las ideas más vanguardistas en este sentido. Dispone de dos tipos de fluorescentes con tonalidades azul y verde, dispuestos de forma alternativa. El funcionamiento diario es de 1 hora los fluorescentes azules y verdes, que invitan a levantarse a los animales y ir a comer y 2 horas los azules, que tranquilizan a los animales de forma alternante.

Curiosamente, nos indican que esta gran tranquilidad que tienen los animales favorece en gran manera la falta de estrés y estos están tan tranquilos que a menudo supone un sobre-esfuerzo al tener que encontrar las bajas producidas, ya que los pollos ni se levantan, confundiéndose los que están descansando con los cadáveres.

A pesar de ello, es un indicativo muy positivo ya que indica claramente el estado de los animales que se encuentran plácidos y confiados, lo que repercute en un mejor crecimiento y una carne más saludable.

La seguridad con que nos comentan la importancia de los datos que aporta en el día a día este sistema, que permite adelantar mucho el trabajo en la toma de decisiones en instalaciones de estas características, expresa claramente la importancia del control total sobre los parámetros ambientales para conseguir los mejores resultados posibles.

Evidentemente, en una instalación de este tipo una pequeña avería se puede convertir en un serio problema. Para evitar eso son muchos los ordenadores que están conectados con una central de alarmas que, ante cualquier fallo, avisa inmediatamente mediante una llamada al teléfono móvil.

Sin embargo, esta esclavitud del móvil, que siempre llama a las dos de la noche cuando una nave está llena de aves, dando un susto mayúsculo, es una baza comprometida que a menudo salva una pollada, aunque crea un mal recuerdo en muchas ocasiones en las que simplemente el sistema ha detectado un pequeño consumo de más de electricidad.

Para intentar minimizar la incidencia de estas ocasiones el sistema de Exafan está conectado mediante Internet, con cámaras  que permiten visualizar que está ocurriendo o mediante la supervisión del ordenador por Internet, y así ver que ha ocurrido y retocar si es necesario los parámetros de ventilación de la nave.

Muchas son las visitas que se ahorran a medianoche o domingos gracias a este novedoso sistema, que simplemente revisando mediante el móvil pueden solucionar problemas, aunque se encuentren en el otro extremo de la península. A pesar de ello nos comentan que no es la primera vez que se han encontrado las dos hermanas a medianoche con el pijama en la explotación para solucionar alguna alarma, que de otro modo hubiera repercutido en problemas sanitarios importantes.

Un dato curioso que aportan es la valoración de la gallinaza que se genera, pues hay una cooperativa de producción de champiñones que se llevan toda la producida ….. y más si hicieran. Un solución realmente importante, pues de lo contrario el problema sería de una envergadura importante.

 




REVISTA AVINEWS +


Noticias sectoriales

 
 

MONOGRÁFICOS

REVISTA

Magazine aviNews aviNews América Latina Marzo 2021

ARTÍCULOS DE REVISTA



 
 







Ver otras revistas


 

Registrate a nuestro newsletter

Obtenga acceso completo a todas las revista en versión digital y a los newsletters.



logo