Director del departamento de desarrollo de incubación de Petersime

El departamento de Desarrollo de Incubación de Petersime, dirigido por Roger Banwell, pone sus servicios y su experiencia a disposición de los clientes para ayudarlos a optimizar el rendimiento general de sus plantas de incubación.

¿Puede darse finalmente por concluido el debate entre carga múltiple y carga única?

La incubación de carga única es el método estándar en la industria de incubación moderna. Sin embargo, muchas plantas de incubación todavía utilizan el método de carga múltiple. El funcionamiento de una planta de incubación de carga única requiere conocimientos y tecnologías diferentes a las necesarias en una planta de incubación de carga múltiple.

¿Puede describir la evolución de la industria de incubación desde la incubación de carga múltiple a la incubación de carga única?

Durante muchos años, la industria de incubación comercial se basó casi por completo en el método de incubación de carga múltiple, obteniendo buenos resultados. La lógica del concepto en lo referente a la eficiencia de interacción térmica entre huevos endotérmicos y exotérmicos, así como su facilidad de uso, hicieron que esta fuese la solución ideal.

No obstante, a medida que el consumo de pollo crecía en todo el mundo y la industria avícola se hacía intensiva, se hizo evidente que el método de carga múltiple no podría satisfacer el nivel de bioseguridad exigido por el mercado moderno. Además, el mundo académico demostraba de forma clara que la incubación de carga múltiple era incapaz de ofrecer las condiciones óptimas para el embrión en desarrollo.

Durante un tiempo, muchas publicaciones y artículos teorizaron sobre el potencial de la incubación de carga única como solución tanto para los problemas de bioseguridad como para la creación de las condiciones óptimas requeridas por el embrión.

Sin embargo, las primeras metodologías de carga única planteaban dificultades para obtener los mismos resultados que el método de carga múltiple. El desafío de la carga única, tanto para los fabricantes de incubadoras comerciales como para los académicos, estaba en identificar las condiciones ideales para el embrión y crear una incubadora que pudiese generar dichas condiciones a gran escala.

Era casi inevitable que durante este periodo se produjese un debate entre los partidarios de la carga múltiple y los de la carga única, pero hoy en día no puede ponerse en duda que una instalación moderna de carga única bien gestionada puede producir unos resultados -tanto previos como posteriores al nacimiento- superiores a los mejores resultados posibles en una instalación de carga múltiple.

¿Cuáles son los principales parámetros en la incubación de carga única?

El principal parámetro es la temperatura, descrita más apropiadamente como la absorción y disipación de energía producidas a través del intercambio de calor. Muchos estudios académicos y ensayos comerciales han demostrado cómo el control preciso de la temperatura -que no puede lograrse en un entorno de carga múltiple- afecta positiva y significativamente tanto a la calidad de los pollitos como a todos los aspectos del rendimiento post-nacimiento.

No hay duda de que una instalación de carga única puede superar los mejores resultados posibles de una múltiple

En segundo lugar, ya está sólidamente demostrado que el grado de intercambio de gases y fluidos, tanto en valores absolutos como en referencia al punto de desarrollo embrionario, afecta en última instancia al rendimiento previo y posterior al nacimiento.

A medida que avanzan las investigaciones, se están identificando otros factores que también ejercen un efecto significativo, pero lo más importante es que dichos factores siempre están en relación con la fase de desarrollo embrionario.

La temperatura es el parámetro más importante de la incubación, por lo tanto, posee una gran relevancia para los resultados obtenidos. ¿Puede explicarlo y darnos más detalles al respecto?

La producción de calor de un huevo depende del tipo de lote, la edad del lote y el tiempo de almacenamiento. Genéticamente, las líneas de alto rendimiento actuales tienen sus propias curvas de producción de calor. Biológicamente, un embrión joven es diferente de un embrión de más edad, y lo mismo se puede decir de los huevos que llevan almacenados poco tiempo en comparación con aquellos que llevan almacenados un periodo de tiempo prolongado.

La relación entre la superficie y el volumen de los huevos también desempeña un papel importante en cuanto a la absorción y la disipación de energía. En pocas palabras, se puede decir que, en las mismas circunstancias, los huevos pequeños alcanzan una temperatura interna determinada de un modo mucho más rápido que los huevos grandes. Los huevos grandes tienen más dificultades a la hora de disipar el calor en comparación con los huevos pequeños.

¿Cómo influye la temperatura de cáscara de huevo en la incubación de carga múltiple o carga única?

ovoscanUna incubadora de carga múltiple bien gestionada puede ofrecer buenos resultados. No obstante, para conseguir el máximo rendimiento pre y post-nacimiento, se deben eliminar los cambios temperatura de cáscaras del huevo. Evitar los cambios de temperatura de cáscara del huevo es perfectamente posible en una incubadora de carga única. Esto permite que en un proceso de incubación de carga única se pueda optimizar el perfil de temperatura de la cáscara del huevo para maximizar el rendimiento pre y post-nacimiento.

El objetivo de OvoScan™ se establece según el programa optimizado del cliente

El ajuste preciso de los perfiles de temperatura siempre dependerá de cada planta, ya que se deben tener en cuenta variables como la gestión de la granja de reproductoras y la nutrición. Si tenemos en cuenta que los clientes tienen diferentes objetivos en cuanto al peso de las aves y el rendimiento cárnico, sólo el propio cliente puede optimizar su rendimiento con arreglo a sus necesidades.

La tecnología de OvoScan™ controla de forma automática la temperatura de la cáscara del huevo mediante el ajuste de la temperatura del aire en el interior de la incubadora. Esto evita las variaciones en la temperatura de la cáscara del huevo y permite que siempre se alcance la temperatura objetivo de la cáscara del huevo.

La temperatura siempre será el elemento clave en términos de incubación. Sin embargo, también está ampliamente aceptado que la pérdida de peso de los huevos es un factor vital para una buena calidad, viabilidad y rendimiento postnacimiento del pollito. ¿Puede explicárnoslo?

En la incubación de carga múltiple, los valores de temperatura, humedad y ventilación se mantienen fijos, debido a que existe una mezcla de huevos en distintas etapas de la incubación. Dado que se conoce el riesgo potencial de que se den niveles altos de CO2 durante ciertas etapas del desarrollo embrionario, el rango de ventilación se ajusta en un nivel alto. Por tanto, los objetivos de pérdida de peso se fijan en el extremo superior del rango tolerable.

Como el coeficiente de ventilación es alto, se requiere humidificación para prevenir el exceso de pérdida de peso. Esto supone una desventaja clara de la incubación de carga múltiple, ya que la humidificación artificial crea diferenciales de temperatura y aumenta el riesgo de contaminación. Por consiguiente, debería mantenerse al mínimo. El uso de humidificación artificial continúa a lo largo del ciclo de incubación para evitar la deshidratación de los pollitos.

¿Puede la carga única ser una solución a esto?

La llegada de la incubación de carga única ha traído libertad para obtener una pérdida de peso óptima con un perfil específico. La única restricción es evitar ciertos niveles de CO2 en las etapas clave del desarrollo embrionario. Para determinar el perfil óptimo de la pérdida de peso, hay que observar e imitar la acción de la reproductora en cría. El registro de la actividad de la reproductora muestra las distintas etapas siguientes:

  • 0 – 36 horas: El volteo y el calentamiento rápidos de los huevos dieron como resultado un calentamiento uniforme y la liberación del CO₂ almacenado.
  • 37 – 216 horas: La gran atención prestada al nido dio como resultado el mantenimiento de una temperatura homogénea y la limitación del intercambio de gases y fluidos.
  • 217 – 468 horas: Una gran reducción del tiempo que la reproductora está en el nido con controles puntuales de la temperatura, así como la disminución del volteo y la reubicación de los huevos, dieron como resultado un aumento del coeficiente de intercambio de gases y fluidos.
  • 433 – nacimiento: Actividad limitada hasta que el primer pollito emite un sonido (entrada a la cámara de aire). A continuación, mucha atención de la reproductora en el nido y envío de estímulos a los otros huevos de la nidada
petersime

El siguiente paso ha sido imitar las condiciones que la reproductora crea en el nido dentro de una incubadora. Este proceso dio como resultado un perfil de pérdida de peso que era igual al perfil de pérdida de peso natural. Este perfil se muestra en la siguiente imagen como «Perfil de pérdida de peso con incubación de carga única».

La incubación de carga múltiple da como resultado un perfil de pérdida de peso lineal, puesto que la humedad se mantiene constante durante los ciclos de incubación. En la incubación de carga única, la pérdida de peso se mantiene al mínimo durante la primera mitad de la incubación y aumenta durante la segunda mitad de la incubación. Esto da como resultado un perfil de peso no lineal, como ocurre en la naturaleza.

¿Cómo funciona al respecto la incubación con “Embryo-Response Incubation™”?

El sistema Embryo-Response Incubation™ de Petersime imita el proceso natural de la incubación. Esta metodología no necesita humidificación artificial hasta el momento del nacimiento y garantiza los niveles naturales de intercambio de gases para el desarrollo vascular y la estimulación del nacimiento. No cabe duda de que la tecnología Embryo-Response Incubation™ permite aumentar la incubabilidad y mejorar la calidad de los pollitos.

El sistema Embryo-Response garantiza los niveles naturales de intercambio de gases para estimular el nacimiento

No obstante, este método necesita un cambio de mentalidad por parte de los usuarios de carga múltiple tradicionales. Mientras tanto, esta tecnología ha demostrado claramente su valor y su contribución a la industria de la incubación.

¿Cuáles son sus principales conclusiones respecto a la incubación de carga única?

Ante la pregunta «¿Puede darse finalmente por concluido el debate entre carga múltiple y carga única?», parece obvio que la respuesta es afirmativa en lo que al rendimiento se refiere. Sin embargo, la cuestión no se acaba aquí. El nuevo desafío para el personal de una planta de incubación que se plantee la posibilidad de pasar de la carga múltiple a la carga única es adquirir la experiencia necesaria para gestionar una instalación de carga única.

En una incubadora de carga múltiple, existe una mezcla de fases de desarrollo embrionario, lo cual implica que no hay flexibilidad para ajustar el ambiente a fin de obtener las condiciones óptimas. En cambio, en una incubadora de carga única eso ya no supone un problema.

Sin embargo, el sistema moderno de carga única exige que el usuario sepa, mediante un análisis adecuado de los datos y unos buenos conocimientos sobre incubación, qué condiciones necesita el embrión en las diferentes fases de desarrollo. Esto representa un nuevo desafío para el fabricante de incubadoras, que debe ofrecer equipos con la tecnología requerida y ser capaz de facilitar a la industria los conocimientos y la asistencia necesarios.



REVISTA AVINEWS +


Sección técnica

Materias Primas

Noticias sectoriales

 
 

REVISTA

Magazine aviNews aviNews América Latina Marzo 2020

ARTÍCULOS DE REVISTA



 
 







Ver otras revistas


aviagen
 

Registrate a nuestro newsletter

Obtenga acceso completo a todas las revista en versión digital y a los newsletters.



 

Entrevistas
aviNews en
Youtube